El Oasis San Juan de Dios, testigo de historias de cómo vivir la vida en plenitud

06 de diciembre de 2012

El Oasis San Juan de Dios, testigo de historias de cómo vivir la vida en plenitud

Aunque la dolencia que atiende está asociada con la muerte, en sus rústicos pasillos se han acumulado para siempre cientos de testimonios de cómo vivir la vida con autenticidad y plenitud antes de despedirse.
Se trata del “Oasis San Juan de Dios”, el primer albergue altruista en Yucatán que ofrece a personas seropositivas un techo, comida, medicinas y atención psicológica y espiritual. Sus huéspedes son seres humanos sin seguridad social y sin el apoyo de sus familias.
El albergue ubicado en Conkal fue fundado en 1993 por el señor Carlos Méndez Benavides, un carismático activista humanitario que ha convertido en su sentido de vida el mejoramiento de la calidad de vida de personas diagnosticadas con el Virus de Inmunodeficiencia Adquirida.
Cientos de personas con VIH rechazadas por sus familias, sobre todo de comunidades indígenas mayas, se han levantado del fango de la discriminación a la luz de la dignidad que les ofrece el “Oasis San Juan de Dios”, donde aquellos que fueron vistos como leprosos por sus familias vuelven a vestir la túnica de hijo pródigo en el albergue.
Además de cobijar a personas con VIH, el “Oasis San Juan de Dios” y su fundador Carlos Méndez Benavides promueven la prevención del VIH entre jóvenes yucatecos y reconectan a los huéspedes con sus derechos humanos y sus responsabilidades que conlleva.
El “Oasis San Juan de Dios” se fundó con el apoyo de amigos de Carlos Méndez Benavides, quien tristemente a denunciado los obstáculos que ha afrontado de autoridades religiosas y civiles. Cada 1 de diciembre, decenas de reporteros colman los pasillos del albergue. Sin embargo, al caer la tarde los periodistas se van, pero los huéspedes se quedan.

Se trata del “Oasis San Juan de Dios”, el primer albergue altruista en Yucatán que ofrece a personas seropositivas un techo, comida, medicinas y atención psicológica y espiritual.

creación páginas web