No es una fecha de regalos y detalles el 8 de marzo, sentencia titular del IEGY

07 de marzo de 2012

No es una fecha de regalos y detalles el 8 de marzo, sentencia titular del IEGY

Que no se regalen licuadoras, electrodomésticos o cualquier otra cosa que condicione aún más el rol que se ha dado a la mujer por años en la sociedad, que el 8 de marzo no se resuma en una fecha más como el día de la madre o el día del niño.

Así lo sentenció la titular del Instituto para la Equidad de Género en Yucatán IEGY, Georgina Rosado Rosado, al señalar que el Día Internacional de la Mujer no es una simple celebración o fiesta comercial sino una fecha histórica que refleja el impacto social de ellas en el planeta.

Por ello indicó que el 8 de marzo debe ser cada año una jornada de lucha o al menos de emulación a la lucha de mujeres en el pasado que trabajaron a favor de las féminas de todo el mundo.

"Que no se confunda el 8 de marzo como día para regalar o comercializar cosas, representa una jornada de lucha, a favor de derechos de las mujeres como el derecho al voto que no se tenía y que ahora sí se tiene pero q no se ejerce plenamente dado que no tenemos el 50% de los cargos electorales". Comentó.

Y aunque dijo no está en contra de que el 8 de marzo se regalen detalles a las yucatecas, exhortó a todos los ciudadanos a no reducir la conmemoración a un día de presentes o regalos.

Rosado Rosado recalcó que la fecha es una jornada de lucha en la que se reconoce a mujeres pioneras en la defensa de sus garantías, que en el caso de Yucatán destacan Elvia Carrillo, Felipa Poot, Rosa torres, Antonia Jiménez, entre otras tantas.

"Exigir derechos, recordar conmemorar festejar los adelantos que gracias a esas mujeres se tienen. 1910 en Alemania Clara del Partido Socialista, los impulsaron mujeres socialistas, lo retomó Estados Unidos y otros países, jornada de lucha a favor de las mujeres". Finalizó.

El día internacional de la mujer no se trata de una fecha comercial, sino que es un día que refleja el impacto social de las mujeres en el planta: Georgina Rosado

optimización motores de búsqueda